El Orígen

Marta, farmacéutica y fundadora de Coll d'Ares Botanicals, dejó la ciudad para crear una masía y proyecto de plantas medicinales en Los Pirineos pero en 2019 se encontró en una situación insostenible: era extremadamente atractiva a los insectos y muy sensible a su contacto y picaduras. A ella nada funcionaba para calmar la irritación, probó todos los productos que encontró pero eran totalmente ineficaces, no podía ni dormir. O ella misma encontraba una solució o tenía que volver a la ciudad.

Marta dejó sus productos botánicos de lado y se concentró en el estudio de las picaduras, en la formulación y en las pruebas necesarias para encontrar una fórmula que fuera realmente efectiva y encontró la solución que necesitaba.

Al comprobar la sorprendente efectividad de su producto y viendo que las personas de su alrededor le pedían frasco tras frasco Marta decidió emprender: nació Coll d'Ares Botanicals y el Black Calm para ofrecer la solución a todas las personas que son también tan atractivas a insecto y sensibles a sus picaduras o contacto pero quieren disfrutar del aire libre y la naturaleza.